La gente está muy loca.

Ayer me llevaron a Hell’s Kitchen. Tras muchos intentos fallidos, comseguí entrar en un club donde de verdad pinchan buen house en esta ciudad. Un poco angosto, un poco sweaty, pero cañero como el que más. Lámparones de cristal, LEDs tras el cristal y siliconadas varias que habían viajado directas desde LA. Un auténtico festival.

Johny…

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s